"Hay personas que llenan huecos en tu vida que no sabías que existían"

lunes, 13 de abril de 2009

Iglesia Parroquial de Santa Margarida (Casco Antiguo de Montbui)

Es una iglesia del S. XVII (1606) que a partir de 1614 se convirtió en parroquial, sustituyendo a la iglesia de la Tossa. Es de una sola nave con tres altares laterales, presbiterio, corazón y su singular conjunto de ventanas.



Campanario sobresaliendo entre los tejados.

Es una construcción acabada siguiendo los paràmetros de un gótico tardío, con la nave cubierta con bóveda de cruz y el presbiterio con bóveda estrellada.



El campanario visto por la parte posterior de la iglesia.

En el interior destaca la lápida sepulcral esculturada del panteón de los Condesvde Plasencia, de final del S. XVII, en la cual se constata el escudo de la familia, desgraciadamente medio tapado por el actual altar.



Lado derecho de la Iglesia.

También se conserva una imagen del S:XVII de la Mare de Déu del Roser (Vírgen del Rosario) procedente de la Tossa de Montbui y una pintura al óleo de este mismo periodo.



Lado derecho desde más cerca. Me gustó el detalle de las ventanas redondas.

El campanario, las obras del cual se iniciaron en 1732, es de planta octogonal, de estilo barroco, coronado con la típica balaustrada o pasamanos; fue edificado con piedra tosca extraida de Capellades y presenta notables afinidades con las de otras de la comarca, como las de Argençola, Orpí, Piera, Vilanova del Camí o Copons.



El campanario y su reloj. Foto hecha desde el mismo pie del camanario.

Curiosidades

En el interior hay varias claves de bóveda estructuradas, una de las cuales representa un dragón, recordando como Santa Margarita, según la tradición, domina todo tipo de bestias infernales.

Cuenta la leyenda que la santa fue devorada por un dragón mientras rezaba y gracias a que llevaba una pequeña cruz al cuello pudo atravesar el vientre de la bestia y salir indemne.



Y esta para Mac: la puerta de la Iglesia.

La iglesia dispone de un magnífico retablo barroco dedicado a San Isidro, y una imagen de Cristo Crucificado, obras de Josep Sunyer. De la destrucción efectuada el año 1936 se rescataron dos bancales de un retablo en alto relieve del altar, hoy conservadsa en el Museo Comarcal de l’Anoia.

Saludos.

Níniel

2 Comentarios:

Mac Dubh dijo...

Una curiosidad..a las santas las devoran... y no las deboran(como mucho santa deborah...jijijiji

Niniel dijo...

Ostras... ni me di cuenta, jajajaja

Error ortográfico subsanado. Gracias.