"Hay personas que llenan huecos en tu vida que no sabías que existían"

viernes, 28 de noviembre de 2008

Crónica de un viaje anunciado (2)

Bien, cómo ya dije en el post anterior, el viernes 21 marchamos a Tudela. Cogimos un taxi desde casa hasta la estación. Son aproximadamente unos 60 Km de distancia. Apenas había tráfico, por lo que llegamos pronto a Sants. Una vez allí, buscamos la taquilla para cambiar el comprobante de compra por los billetes reales y luego nos tomamos algo hasta la hora de subir al tren.

Nos tocó un Talgo del año de Mariacastaña: viejo por fuera y por dentro, asientos estrechos y con poco espacio para las piernas, sin otro sitio donde dejar las maletas que sobre tu cabeza (que, por cierto, tuvo que ayudarme el chico que se sentó detrás porque yo no podía con nuestra maleta)...

A parte de eso, el viaje iba transcurriendo bien. El trayecto duraría unas 5 horas. A la altura de Zaragoza, al entrar en un túnel, el tren se paró y quedamos completamente a oscuras durante unos 5 minutos. Luego retomó su marcha, pero aun a oscuras en los vagones. Llegamos a Zaragoza, la gente sube y baja, se fuma su cigarrito y vuelve a su sitio... Nos ponemos en marcha de nuevo y el tren se cala... 2 veces. Al tercer intento, se pone en marcha, se encienden las luces y proseguimos el viaje. Por suerte llegamos a Tudela sin más problemas.


Como el hotel está cerca de la estación, nos vamos hasta allí dando un paseo. Llega el primer problema: la entrada al hotel tiene escaleras. Pues nada, dejo la maleta en la acera, ayudo a subir a Paskee y vuelvo a por ella.

Nos registramos y subimos a la habitación. Por teléfono, al hacer la reserva, pedí explícitamente una habitación adaptada para minusválidos o, en su defecto, una con ducha en vez de bañera. Me dijeron que no tenían habitaciones adaptadas y que la única con ducha era una suite. Como no había más remedio, la aceptamos.





Al llegar a la suite, vimos que no estaba del todo mal para los problemas de movilidad de Paskee, por lo que no nos quejamos. Deshice la maleta y descansamos un rato. A las 20h habíamos quedado con Eskarlata en la cafetería del hotel.




Como veo que esto se está haciendo bastante largo, lo dividiré en más capítulos. Seguiré con la cena del viernes 21 mañana.

2 Comentarios:

Mac Dubh dijo...

Preciosa habitación

Niniel dijo...

Sí, era preciosa. Pero no era lo que pedimos. No estaba adaptada.

Mañana saldrá el post de la cena del viernes. Espero que os guste.